País Vasco

El arte esquemático es descubierto y estudiado tardíamente en el País Vasco. Los principales conjuntos rupestres están en Álava, como Solacueva, Lazalday, Liciti y Los Moros, y en Vizcaya, como Goiklau y Arenaza.
Las primeras síntesis fueron obre de Llanos, en las que propuso una evolución estilística en tres fases (estilizaciones, esquematizaciones y abstracciones) que se situarían también en tres períodos (Bronce Final, Hierro y Romanización). Nuevos estudios realizados en Atapuerca (Burgos), cueva paralelizable a Solacueva y Lazalday, obligan a dejar fluctuante la cronología.
La interpretación (con corto apoyo estratigráfico) suponía estos signos como manifestaciones del culto a los muertos o a seres superiores, que se manifiestan en cuevas.
Hasta ahora resulta difícil aislar zonas de influencia en el País Vasco. La extensión del fenómeno alcanza a la Meseta Norte, País Vasco y Cantabria de manera aproximadamente parecida.

Compartir